MORTARA GANA LA ÚLTIMA CARRERA DEL AÑO

Marco Wittmann se proclama campeón del DTM 2016

Victoria amarga para Mortara, aunque Audi gana el título de constructores y Audi Abt Sportsline el de equipos

Mal día para los españoles, con Molina decimocuarto y Juncadella vigésimo

Más potencia y nuevos neumáticos para la próxima temporada

AmpliarMarco Wittmann en una imagen de archivo de esta temporada - LaF1Marco Wittmann en una imagen de archivo de esta temporada

Marco Wittmann se ha proclamado hoy bicampeón del DTM en el circuito de Hockenheim, después de terminar cuarto en una carrera de peleas al límite en la que, de hecho, ha vencido su máximo contrincante por el título, el italosuizo Edoardo Mortara. Los españoles, Daniel Juncadella y Miguel Molina, no han tenido su mejor día y han visto la bandera a cuadros decimocuarto y vigésimo, respectivamente.

En parrilla, los dos candidatos al título han salido juntos desde la tercera fila, con Wittmann justo por delante de Mortara. El de BMW ha hecho su trabajo sin mayores problemas, mientras que su rival ha sido el primer Audi de la formación a pesar de haber sufrido un problema en la dirección de su RS5 DTM que por poco no le ha impedido dar ni siquiera una vuelta rápida. A falta de cuatro minutos escasos para el final, Mortara ha salido a pista sin un solo tiempo, pero aún le quedaba tiempo para dar dos vueltas lanzadas. Con la primera se ha situado cuarto, pero Wittmann y Blomqvist le han superado a los pocos segundos con sendos giros unas milésimas más rápido. En su último giro, Mortara ha rebajado unas milésimas en el primer y el tercer sectores, suficiente para mejorar su marca global pero no para ganar posiciones. Por tanto, quinta posición para Wittmann y sólo sexta para un Mortara que ha empezado la carrera cuesta arriba, antecedido por cuatro BMW.

En la salida, Mortara ha ganado una posición, después de una lucha muy cerrada con Martin en las dos primeras curvas, pero Wittmann ha sido todavía más hábil y, con la ventaja que supone estar rodeado de compañeros de marca, se ha situado tercero provisional, sólo por detrás del poleman Da Costa –que se despide hoy de la categoría– y del incómodo Mercedes de Gary Paffett. El veterano británico de largo pasado como probador de Fórmula 1 ha planteado dura batalla, hasta el punto que en la tercera vuelta ha tocado la trasera del BMW de Da Costa en el Mercedes Arena y el portugués se ha entrompado sin remedio. Así pues, Mortara ha ascendido hasta la tercera posición, con Wittmann en el difícil trance de atacar a un Paffett que no se jugaba nada y, al mismo tiempo, contener a un Mortara que quería progresar a toda costa hasta posiciones de honor.

En la vuelta 5 ha empezado el juego estratégico, cuando Paffett ha cumplido su parada obligatoria en boxes. Mortara ha intentado escaparse inmediatamente de Wittmann, pero le ha costado muchísimo, ya que la ventaja del DRS para su contrincante le permitía mantenerse en un margen estable de siete décimas. En esta pelea se ha mantenido hasta la vuelta 11, cuando ha podido librarse de su enemigo más allá del segundo de diferencia entre ambos y, por tanto, ha dejado sin efecto el DRS. Desde ahí, Mortara ha ampliado su distancia a razón de medio segundo por vuelta, aproximadamente. Los BMW sufren más que los Audi con temperaturas de casi 20 grados en el ambiente como las de hoy en Hockenheim y, por tanto, la ventaja de Mortara ha aumentado a medida que pasaban las vueltas.

Por desgracia para Mortara, su superioridad en pista no alteraba en lo más mínimo a Wittmann. Es más, las dificultades con sus neumáticos tampoco le suponían una grave dificultad, en tanto que por detrás tenía otros ¡cinco! BMW que cubrían perfectamente su posición en carrera. Mientras tanto, los Audi no mostraban ningún síntoma de recuperar terreno y, de hecho, han permanecido en un papel secundario hasta el final de la prueba.

La única turbación para Wittmann la han traído dos Mercedes, el de Christian Vietoris y el de Paul di Resta. Ellos han parado pronto en boxes y, con el buen ritmo que le han concedido los neumáticos nuevos, han logrado arrebatarle la posición a Wittmann cuando éste se ha detenido para cambiar las gomas. De este modo, el ahora bicampeón ha bajado dos posiciones hasta la cuarta, pero este resultado todavía le concedía cuatro puntos de ventaja en el campeonato frente al gran dominador de la carrera, Mortara. Éste ha preguntado incesantemente por radio cuál era su margen de ventaja y, sobre todo, la posición de Wittmann en carrera. Para desesperación del piloto de Audi, las buenas noticias no han llegado. Tendrá que conformarse con haber firmado su mejor resultado en la general del DTM desde que llegó al certamen hace ya seis temporadas proveniente de la Fórmula 3 europea que ganó, ésa sí, en 2010.  

Para los españoles, ha sido una carrera francamente positiva si consideramos las retrasadísimas posiciones de parrilla que ambos arrastraban. Daniel Juncadella partía vigesimoprimero, pero en diez vueltas había ganado ocho posiciones para colocarse decimotercero. Por su lado, Molina ha recuperado cinco puestos en el mismo período y, desde la vigesimosegunda posición inicial se ha situado en la decimoséptima antes del baile de los cambios de neumáticos.

Próximos horizontes
De este modo, Marco Wittmann gana su segundo título del DTM después del que logró en 2014, también para BMW. Hoy, Audi se ha llevado los títulos de constructores y el equipo Audi Sport Abt Sportsline se ha proclamado campeón por equipo. Curiosamente, también esto sucedió en 2014. 

Ahora se abre el período de pausa hasta la próxima temporada, en la que llegarán distintas novedades técnicas a la categoría, entre las que destaca un sustancial aumento de potencia desde los 450 caballos hasta aproximadamente 550, así como un nuevo compuesto de neumáticos Hankook que será algo más blando y menos estable que el actual.

Usuario no registrado Queremos saber tu opinión
¿Nuevo en SoyMotor.com? ¡Bienvenido! Regístrate aquí para participar.
Scroll To Top